Miedo a la incertidumbre


La incertidumbre es un estado en el que nos encontramos cuando no sabemos qué va a pasar.
Es decir, si va a ocurrir tal o cual situación, o cuando estas a expensas de otra u otras personas. En definitiva, cuando tienes miedo de lo que pueda ocurrir. Por ejemplo, cuando estamos esperando la nota del MIR o de una oposición; cuando debemos exponer nuestro trabajo de los anteriores tres meses ante el comité de la empresa.

La incertidumbre se caracteriza por un sentimiento de desasosiego, de e

strés, de preocupación e incluso hay quienes llegan a sentir pavor. Dado que se trata de un sentimiento que se mantiene en el tiempo es fundamental aprender a combatirlo ya que todos en nuestra vida vivimos situaciones en las que sentimos incertidumbre y es importante que aprendamos a afrontarlas de una forma más saludable.

Vivimos en una sociedad en la que la inmediatez y el cambio es una constante. Por ello, podemos decidir cómo vivir en esta sociedad y cómo enfrentarnos a ella.

¿Cómo aceptar la incertidumbre?

Es una pregunta que me suelen hacer numerosas personas en consulta: “¿Se puede aceptar la incertidumbre?, ¿Cómo puedo aceptar la incertidumbre como parte de la vida?”.

Mi respuesta habitualmente es: “Como todo lo que nos sucede en esta vida, aceptar dicha emoción requiere de esfuerzo. ¿Te han enseñado a tolerar la frustración?, ¿A resistirte al cambio?, ¿Al miedo a lo desconocido?…

Para que puedas iniciar este proceso de cambio y ayudarte en superar la incertidumbre voy a darte algunas claves.

¿Cómo aceptar la incertidumbre?

Claro que se puede aceptar la incertidumbre. Muchas personas la aceptan como cualquier otra emoción. Sin embargo, la pregunta habitual es: “¿Podré aceptarla yo?”.

A la mayoría de las personas no nos sirven que otros lo hayan hecho. Es decir, queremos soluciones a nuestros problemas y las solemos querer YA (eso que os decía al principio de la inmediatez, os suena?). Evidentemente, esto nos muestra una baja tolerancia a la incertidumbre.

Es decir, queremos vivir con la incertidumbre pero no queremos “esperar” a que la solución haga efecto. Quieres dejar de sufrir, de tener “miedo al mañana”, dejar de sentir desasosiego, queremos ser fuertes HOY.

Mi trabajo es decirte que la única forma de superar la incertidumbre es cambiar tu forma de pensar y de actuar. Y justo esto, es la única diferencia entre quieres lo consiguen y los que no. Es decir, está en tus manos y todo es cuestión de tiempo ver las cosas de distinta manera.

Hoy puedes empezar a cambiar, te toca moverte y cambiar tus pensamientos y actos.

Pero… ¿Y cómo acepto la incertidumbre?

Uno de los aspectos fundamentales es cambiar de perspectiva, tomar distancia. A continuación voy a mostrarte 5 herramientas que te van a ayudar a VIVIR Y ACEPTAR LA INCERTIDUMBRE.

  1. Los superhéroes NO EXISTEN:

Nadie va a llegar a salvarte, el día no va a mejorar, nadie va a aparecer para salvar tu vida de mierda, tampoco te va a tocar la lotería, y no te vas a encontrar un billete de 500€ en la calle.

Los milagros no existen. Por tanto, si quieres conseguir algo vas a tener que hacerlo tú mismo.

Siempre les digo a mis pacientes: “sé tu propio superhéroe y sálvate, podrás vivir la vida que te mereces. Para ello: TOMA LAS RIENDAS DE TU VIDA, DOMINANDO TUS EMOCIONES”.

  1. Todos cometemos errores, SOMOS HUMANOS:

Visualiza una persona a la que admires o que haya triunfado, pues sí, seguro que esas personas en algún momento han cometido algún error. Precisamente este tipo de personas que han alcanzado el éxito han tenido que arriesgarse, han afrontado situaciones de incertidumbre y las han vencido.

No temas cometer un error, esto forma parte del proceso y de nuestro camino en la vida. Luego podrás mirar atrás y decirte “este camino lo he recorrido yo, y justo ese camino es el que me ha traído a este preciso momento”.

  1. VIVE EL PRESENTE:

Te has parado a pensar en esos pequeños momentos que llenan nuestro día a día. ¿Has trabajado tu actitud positiva del PRESENTE? ¿Crees qué disfrutas de la vida?

Si algo tiene que llegar, va a llegar. Es fundamental no vivir obsesionados con la llegada de este acontecimiento ya que si al final no ocurre hemos desperdiciado nuestro PRESENTE con algo IMAGINARIO.

  1. NO HUYAS Y TOMA DECISIONES:

A menudo me encuentro personas que van dejando sus decisiones importantes “para mañana”. Sin embargo, lo único que logramos de esta manera es que “mañana” esa preocupación o tarea sea mayor.

¿Por qué no te pones a actuar? Te invito a que dejes de pensar demasiado y te dirijas hacia tus metas. La incertidumbre va a desaparecer ya que vas a saber cuál es tu futuro y tus metas.

Espero que estas herramientas te sirvan para empezar a ACEPTAR la INCERTIDUMBRE. Además te invito a ver el video dónde te cuento algunas herramientas más que te ayudaran a gestionar esta emoción. No olvides que puedes escribirme con cualquier duda que te haya surgido.

 

Comparte
Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp
Comentarios