Terapia Familiar

terapia familiar

Durante el desarrollo vital de la familia se suelen producir situaciones que generan dificultades en las relaciones de todos los miembros. Mediante la terapia familiar enfocaremos la atención en el familia como conjunto, evitando buscar culpables. Nos centraremos en buscar la manera en la que todos los miembros puedan relacionarse de forma adecuada y puedan recuperar la armonía.

Acompañaremos a la familia en el proceso de cambio. Promoveremos el aprendizaje de estrategias que mejoren la relación, comunicación y disfrute del tiempo en familia.

La terapia familiar muestra utilidad para resolver dificultades puntuales o problemas de larga evolución. Algunos de los problemas en los que la terapia familiar muestra  gran utilidad son los siguientes: acontecimientos vitales estresantes (acoso escolar, enfermedad grave de uno de los miembros, fallecimiento de algún familiar, etc), dificultades a la hora de implementar normas, dificultades a la de llegar a acuerdos, discrepancias educativas entre los padres, rivalidad y conflictos entre hermanos, separación o divorcio, adicciones o problemas psicológicos de algún miembro de la familia, problemas de conducta en niños o adolescentes, dificultades en la comunicación y dificultades de convivencia.

Lo habitual es que en las sesiones de terapia familiar participen varios o todos los miembros de la familia, aunque también se pueden programar sesiones individuales para algún miembro de la familia en caso de que fuese necesario.

Nuestro objetivo es cambiar la estructura y los patrones de interaccion familiar, de manera que la familia deje de ser una fuente de conflictos para convertirse en un grupo familiar en el que cada uno de los miembros encuentre apoyo del resto y satisfacción.

Mediante la terapia conseguiremos:

  • Mejorar la comunicación familiar. Cada miembro aprenderá a expresar sus pensamientos y sentimientos de forma asertiva.
  • La familia pasará a ser una fuente de apoyo y comprensión emocional.
  • Trabajaremos herramientas de resolución de conflictos que os ayudaran a solucionar los problemas del día a día de forma eficaz.
  • Mejoraremos la convivencia familiar.
  • Trabajaremos en la capacidad para llegar a acuerdos.
  • Desarrollaremos el sentido de pertenencia a su familia. Al mismo tiempo trabajaremos la individualidad de cada miembro de forma que mejore la confianza en sí mismo.
Comparte
Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp